valencià | castellano   

Buscar
  Estudis i documents

Any:1988
Pg:51-68
Títol: Relación de los Linajes que poseyeron el Señorío de Alaquàs.
Autor: Pérez Martínez, Teresa
Perióde: Història Medieval | Història Moderna
Matèria: Senyoriu
Segles: XIII; XIV; XV; XVI; XVII; XVIII
Tema: Estudis i documents-Senyoriu
Idioma: Castellano



Vista prévia
M.a TERESA PEREZ MARTINEZ

UNA P R I M E R A R E L A C I O N D E L O S LINAJES Q U E P O S E Y E R O N E L S E Ñ O R I O D E ALAQUAS

PROLOGO Las conquistas de tierras de moros conformaron los dominios existentes en las tierras de España. La consecuencia de ello es que las donaciones hechas por los reyes en el momento de la conquista justificaban la posesión de la tierra, dando origen así a una clase de dominio, de premio al principio y de herencia después, que tuvo al principio gran importancia y que no cesó de extenderse a lo largo del tiempo. Estos dominios fueron los "Mayorazgos". El origen de estos dominios estaba, pues, basado en la donación o licencia que hacía el Rey, ratificada por la escritura de su fundación y que, en el momento de la sucesión, solía actualizarse al ser confirmada por testigos que daban fé de lo escrito. Otras veces, a falta de escritura, la costumbre inmemorial, afirmada por testigos importantes, era razón suficiente que justificaba la continuación del Mayorazgo, refrendando, así, el origen del dominio. Esta forma de posesión empieza a ser criticada desde los comienzos del s. XVII; pero esta crítica es más la expresión de una teoría económica que buscaba algún remedio que pusiera fin a la penuria en que habia caído el país, que un verdadero intento de cambio de los aspectos jurídicos en los que se justificaba que la propiedad de la tierra estuviera en manos de unos pocos. Estas opiniones, meramente económicas, se convierten en corrientes filosóficas por los intelectuales del s. XVIII. Políticos eminentes, como Campomanes y Jovellanos, consiguen del rey algunos decretos que, tímidamente, quieren limitar los poderes de los Mayorazgos. La Revolución Francesa da nuevos aires a esta crítica acentuándo que esta forma de posesión es una injusticia social. Con ello las "desamortizaciones" pierden toda timidez y el ataque de los Mayorazgos es ya general. El rey José Bonaparte por un lado, y las Cortes de Cádiz por otro, legislan ampliamente para poner fin a los Mayorazgos; pero sus decretos apenas pudieron ser aplicados. La vuelta de Fernando VII en 1814 y su política de oposición, y aún de persecución, contra todos los simpatizantes de la Constitución de 1812, dejan sin efecto todo lo legislado no ya por el rey Bonaparte, sino también todo lo establecido por las Cortes de Cádiz.
--51--

Las luchas políticas de los partidarios de la Constitución y de aquellos que postulaban, en nombre de la tradición, el absolutismo real, desembocan en una nueva etapa constitucional que se extiende desde septiembre de 1820 hasta finales de 1823. Durante esta etapa se aplican de nuevo las medidas establecidas por las Cortes de Cádiz y quedan suprimidos los Mayorazgos con todos los privilegio(...)



Licencia de Creative Commons  Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-No Comercial-Sin Obra Derivada 3.0